web analytics

Dos baleados de gravedad en el Noroeste del Distrito

Foto | WJLA

WASHINGTON, DC – Dos personas se encuentran hospitalizadas tras ser baleadas en el Noroeste del Distrito.

Las autoridades dijeron que el violento hecho se registró alrededor de las 12:52 de la madrugada del lunes en el 1900 8th St.

Según la policía, las víctimas estaban caminando en la acera cuando fueron heridas de bala.

La condición de las victimas es crítica, según informaron las autoridades del Distrito.

El sospechoso en este tiroteo continúa prófugo y la policía ha dicho que buscan una camioneta negra en relación al caso.

Bombero Arrestado

En otro caso, un bombero del Distrito fue arrestado el sábado, después de que la policía lo encontró en el costado de una carretera buscando su Glock 43 de 9 mm., en aparente estado de ebriedad.

Según el reporte policial del caso, Michael A Huskins Jr. “estaba en estado de agitación y tropezaba” cuando los agentes lo encontraron cerca de su motocicleta en la I-695.

Cuando se le preguntó qué estaba haciendo, Huskins les dijo a los oficiales que estaba “buscando su arma, una Glock 43 ”.

Huskins mostró a los oficiales un certificado de registro de armas de fuego de D.C., así como un permiso para el uso del arma. También se identificó como miembro del departamento de bomberos.

Mientras los oficiales estaban llevando a cabo su investigación, se enteraron de que Huskins era sospechoso en una colisión anterior en la Newcomb Street en el Sureste de la ciudad, donde supuestamente se estrelló contra dos vehículos.

Según un informe policial, Huskins fue confrontado por los propietarios de los vehículos que lo describieron como “altamente intoxicado y conflictivo”. Luego dio a entender que “Portaba algo” y preocupados por que tuviera algún tipo de arma, los dueños de los autos retrocedieron. Huskins luego se subió a su motocicleta y huyó de la escena.

LEER TAMBIÉN  Policía investiga tiroteo en un vecindario de Arlington

En la I-695, cerca del puente de la calle 11, la policía llamó a un K-9 (perro policía) para buscar el arma extraviada. Huskins insistió en que estaba allí, pero no se encontró nada.

Posteriormente, Huskins fue llevado a la estación del séptimo distrito donde se negó a someterse a una prueba de alcoholímetro.