Justicia ante abuso de poder exige mujer tras haber sido víctima de trato inhumano en cárcel de Virginia

FALLS CHURCH, VIRGINIA – Carmen Miranda es una mujer de 53 años residente en Falls Church; llegó a Virginia en el 2005, procedente de Puerto Rico en busca de progreso pero jamas imagino que su sueño se convertiría en la peor pesadilla vivida ya que asegura haber pasado los peores días de su vida tras haber sido arrestada por un delito que no cometió.

«Me trataron peor que un animal , ha sido lo más doloroso que he vivido, fueron días muy horribles, no se como describir todo eso porque tendrías que haber estado ahí o vivirlo para sentir el dolor terrible que yo pase».

Noticias DMV platico en exclusiva con Miranda quien relató el calvario que vivió desde el pasado 27 de febrero cuando fue llevada al recinto carcelario «WESTERN TIDEWATER REGIONAL JAIL» ubicado en Suffolk, Virgina. «fueron ciento cinco días de terror» expreso con una vos entre cortada y lagrimas.

¿Cuéntanos, cómo ocurre todo ?

R/ “La policía llego  a la casa de mi mamá hicieron lo que ellos llaman allanamiento, yo no  me encontraba ahí, estaba donde mi hijo, pero no le creyeron a ella y empezaron a buscar por todos lados, rompiendo puertas y destrozando muebles, no les importo que hubieran menores en la casa, lo desbarataron todo; luego llegaron donde mi hijo, ahí me encontraron, preguntaron por mi y yo los recibí, viera con la prepotencia que me hablaron”.

¿Que te dijeron?

_ R/ “de Me preguntaron si yo era Carmen Miranda y les dije que si, no entiendo porque no me creían porque me cuestionaron varias veces si de verdad era yo, cuando les pregunte que era lo que pasaba uno de ellos me dijo: tenemos orden de arresto para ti, hasta ahí yo no sabia ni siquiera el porque, me agarraron y me metieron en la patrulla, bien me acuerdo que era jueves santo y yo solo le pedía a Dios que me ayudara».

¿A donde te llevaron?

R/ “A la estacion de policia». 

¿Estando en el lugar que te dijeron Carmen?

R/ «Me dijeron que  estaba involucrada en un caso donde yo no tuve participación, dijeron que por una llamada que había hecho mi esposo desde mi teléfono y que por eso me estaban rastreando y que yo era culpable, como de complicidad o algo así, mira …. Me sentí confundida porque nosotros con mi esposo nos confiamos todo y nos conocemos, me cuenta todo; incluso el día que dicen que llamo, estaba conmigo en el hospital porque tenia un dia de haber sido operada de mi pie».

¿Que paso despues? 

R/ “Después fue cuando empezó lo peor, me mandaron a la penitenciaría como que de verdad fuera un criminal, mi estado de salud no era del todo bueno, yo soy asmática y diabética, todo eso se los dije porque dependo de mis medicamentos, pero a ellos no les importaba, eso hizo que me enfermara más ahi dentro, un día me dieron la medicina de otra persona y yo me la tome y fue hasta después  que me di cuenta, cuando les dije esto se enojaron y me dijeron que dejara de molestar, entonces me empecé solo a quedar callada”.

¿Porque mencionas la palabra terror con mucha angustia?

R/  «Porque en verdad lo fue, me dieron un trato inhumano, después que yo les dijera en varias ocasiones que necesitaba asistencia medica porque en realidad me sentía muy mal, ademas mi pie necesitaba curación y seguían sin hacerme caso, lo que hicieron encerrarme en un cuarto, como castigo, solo porque pedía que me ayudaran«.

¿Recibiste asistencia medica?

R/ “llego una enfermera me vio el pie, y a raíz de la operación y por no curarlo tenia dañado mi dedo gordo, ella  comenzó a halarlo bien feo, esa parte es dolorosa porque  perdí mi dedo, yo pedía ayuda y lo único que recibía era malos tratos. Mis compañeras de celda también se fijaban en todo lo que pasaba pero pocas me ayudaban; me negaban la comida y un día ellos me golpearon hasta quedar inconsciente, me desperté tirada en el suelo, estaba hecha de mis necesidades fisiológicas, nadie de ellos quizo ayudarme para levantarme, no podía mover mis piernas, y pusieron entonces a dos compañeras a que me bañaran, eso fue triste».

¿Quienes son los que te golpearon?

R/ “Los  policías; Richardson, él me dio de patadas en el cuerpo, me quedo no solo el dolor sino también los moretones. Britt, me doblo los dedos de mi pie izquierdo, y se reían al ver mi dolor. Riggins, era otra oficial, la que estaba de turno pero solo se quedo observando como que ella también disfrutaba lo que sus compañeros me hacían, ahí también estaba la oficial Hall, ella me amenazaba  siempre que si me movía o hacia algo me iba a poner gas pimienta en los ojos. fue un infierno, yo solo lloraba y por dentro le pedía a Dios que me ayudara a salir pronto«.

 «La mañana del pasado lunes 10 de junio y  luego de pagar una fianza, y de haberse presentado ante los tribunales, finalmente Carmen Miranda fue exonerada de cargos, quedando libertad. Su familia le esperaba fuera del recinto en donde le recibieron conmocionados, entre lagrimas, pero agradeciendo a Dios que regresaba a casa«. 

¿Después de todo lo que pasaste has pensado tomar una acción legal? 

R/ “¡Si! ya me estoy asesorando con mis abogados para poner una denuncia, porque tengo testigos y pruebas, solo pido justicia, que esto no se quede impune, y les digo todo esto a ustedes para que otros que hallan pasado un abuso similar, hablen, que no se queden callados, porque si lo han hecho conmigo no dudo que también otras personas lo hagan y no es justo que halla demasiado abuso de poder en contra de las personas».

Actualmente Carmen se encuentra en recuperación, retomando su vida, su salud física y emocional, atendiendo su pequeño negocio y disfrutando al lado de su familia, asegura a pesar de la dura prueba vivida  da gracias al creador por cada momento pues eso le ha dado el valor para seguir luchando, principalmente para defender sus derechos y obtener una respuesta favorable en el caso.